7/07/2011

¿POR QUE SOÑAR?

Posted by Edwin Yanes on jueves, julio 07, 2011 in , , | No comments
Imagen tomada de la red.
"Hay una inteligencia más allá de la mente." Fragmento de El Mahabharata

"El futuro ya no es lo que solía ser"

¿Quién se atreve a no soñar? ¿Quién puede vivir exclusivamente en la realidad? ¿Quién lleva una vida libre de fantasías? Y sobre todo, ¿a quién le gustaría vivir así? Los sueños nos permiten explorar las posibilidades y pasar de la potencialidad a la existencia. Y mucho más.

Los aficionados a la ciencia ficción sabemos muy bien todo esto. Somos expertos en habitar los sueños y pesadillas de afamados autores. Desde la comodidad del sillón (o mejor aún, desde una mullida cama) exploramos el interior de Miranda, la congelada luna de Urano, o bien fabricamos una nueva atmósfera para Marte a partir de los elementos presentes en el suelo. También nos internamos en las calles de Los Ángeles del siglo XXI, tratando de desenmascarar a las peligrosas réplicas humanoides creadas por los siniestras corporaciones de ingeniería genética.
Ahora que (como Arthur C. Clarke apuntaba) "el futuro ya no es lo que solía ser", los fans de la ciencia ficción podemos realizar una curiosa investigación histórica de nuestros futuros: Tratemos de describir, aunque sea de manera parcial y breve, cuáles han sido los mundos descubiertos por la CF y darnos una idea de cuál es la materia que compone nuestra fantasía.
Nuestro viaje por las cinco últimas décadas de la CF nos acercará a mundos hostiles, obras titánicas de ingeniería e incluso a uno que otro imperio estelar, pero siempre encontraremos interesantes observaciones sobre la naturaleza del ser humano, sus relaciones con el cosmos y consigo mismo.

Odisea del espacio

Los nombres de Isaac Asimov y Arthur C. Clarke se asocian con un tipo particular de historias que se identifican con el nombre de "ciencia ficción dura" cuyo desarrollo constituye extrapolaciones más o menos serias de ideas de la matemática, la física o la biología (ciencias duras). Otros autores que tienen esta inclinación son Larry Niven, Poul Anderson, Robert L. Forward y Charles Sheffield, entre muchos otros.
Este tipo de ciencia ficción fue la primera en aparecer en las revistas de ciencia ficción de los años veinte y treinta en los Estados Unidos: Amazing Stories, Astounding Science Fiction, Wonder Stories. También fue la primera en aparecer como novelas durante el boom de los años cincuenta, por lo que muchas preconcepciones sobre la CF se basan en el estereotipo que se tiene de estos primeros escritos.
Pero analicemos algunos ejemplos. 

En la Trilogía de las Fundaciones, Isaac Asimov plantea en su relato un milenio de esfuerzos de los "psicohistoriadores" para conjurar la barbarie que se extiende sobre los restos de un moribundo Imperio Galáctico. Poseedores de una teoría matemática del comportamiento social, se proponen alterar la historia humana a través del establecimiento de dos Fundaciones científicas que actúen como polos del desarrollo del conocimiento, pero esto es sólo una fachada para los complicados ajustes que deben realizar sobre los asuntos económicos, políticos e incluso psicológicos de millares de mundos esparcidos en la Vía Láctea. La Fundación de Asimov resulta una especie de Utopía específica de los años 40´s, en la que se realizaría la esperanza de que la ciencia tuviese todas las respuestas, que nos conduciría a la paz y la felicidad. Es notable que el tiránico e hipertecnológico Imperio Galáctico descrito por Asimov conserve algo de su atractivo dadas sus características elitistas y opresivas. 

Asimov, siendo un gran exponente de la ciencia ficción dura, fue un maestro en desarrollar sus historias alrededor de enigmas y rompecabezas cuya solución estaba cuidadosamente oculta en el planteamiento de sus relatos, y cuyos héroes tenían por característica fundamental su gran racionalidad y capacidad intelectual.

0 COMENTARIOS/OPINIONES:

Publicar un comentario

Tus comentarios son el motor que me impulsan a seguir publicando...gracias.