12/17/2013

MÉTODO DE DESCARTES

Posted by Edwin Yanes on martes, diciembre 17, 2013 in | No comments

Descartes fue un filósofo generoso. No se guardó para sí mismo y los colegas el que convirtió en propósito de su vida: alcanzar la verdad, extender el conocimiento, pensar bien. 
Creía que todo el mundo, hombres y mujeres de toda condición social, podían afrontar esa tarea y atreverse a pensar... más de un siglo antes de que Kant formulara su lema. La filosofía de Descartes, en sus textos, es una filosofía didáctica, llena de pasos y pistas que ayudan al lector a seguir sus razonamientos. Apenas necesita explicaciones. Esta es la prueba. Este es su método, contado por él mismo. 

El nacimiento 

"Hace ya tiempo que advertí que, desde mi más temprana edad, había admitido como verdaderas muchas opiniones falsas, y que lo que he cimentado después sobre principios tan poco seguros no podía ser sino dudoso e incierto; de modo que era preciso tratar, de una vez por todas, de deshacerme de todas las opiniones que había aceptado hasta entonces y recomenzar a fundarlas, si quería establecer algo firme y constante en las ciencias”. Meditaciones

Las cuatro leyes

"Me bastarían las cuatro siguientes, siempre que tomara la resolución firme y constante de no faltar ni una sola vez a su observancia.
- La primera era no aceptar nada por verdadero a menos que lo conociera con evidencia; esto es, evitar cuidadosamente las conclusiones precipitadas y los prejuicios más que lo que se presentara tan clara y distintamente a mi mente que no hubiera posibilidad de ponerlo en duda.
-La segunda, dividir cada una de las dificultades que examinaba en tantas partes como pudiera y en cuantas fueran necesarias para resolverlas bien.
-La tercera, conducir ordenadamente mis pensamientos, comenzando por los más simples y más fáciles de conocer, y subir poco a poco, como por grados, hasta el conocimiento de los más complejos; y suponiendo un orden, incluso entre aquellos que no preceden naturalmente unos a otros.
- Y por último, hacer siempre recuentos tan completos y revisiones tan generales que se pueda estar seguro de no omitir nada”. Discurso del método

El camino de la deducción

"Esas largas cadenas de razones, simples y fáciles, que los geómetras usan para llegar a sus más difíciles demostraciones, me habían dado pie a imaginar que todas las cosas que pueden conocer los hombres se siguen unas de otras de la misma manera y que, siempre que uno se abstenga de dar por verdadera alguna que no lo sea, y que se guarde el orden preciso
para deducir unas de otras, no puede haber ninguna tan alejada que al final no se alcance, ni tan escondida que no se descubra”. Discurso del método

La única certeza: pienso, luego existo

Y en fin, considerando que todos los pensamientos que tenemos despiertos nos pueden sobrevenir también cuando dormimos, sin que ninguno sea verdadero, resolví fingir que todas las cosas que habían entrado en mi mente no eran más verdaderas que las ilusiones de mis sueños. Pero enseguida me di cuenta de que, mientras pretendía pensar que todo era falso, era necesario que yo, que lo pensaba, fuera algo. Y observando que esta verdad, pienso, luego existo, era tan firme y segura que ni las más extravagantes suposiciones de los escépticos la podrían debilitar, pensé que podía aceptarla sin reservas como el primer principio filosófico que buscaba”. Discurso del método

0 COMENTARIOS/OPINIONES:

Publicar un comentario en la entrada

Tus comentarios son el motor que me impulsan a seguir publicando...gracias.